La iglesia en filipinas es galardonada por su combate en contra de la explotación sexual de menores

Manila, Philippines

 

Ministerios Nazarenos de Compasión participó recientemente en Freedom Forum (Foro de la Libertad), un evento nacional en Filipinas para abordar la trata de personas. 

La explotación de niños en la web es una amenaza creciente en el país. 

"A medida que el mundo se conecta más a través de la web, hay quienes usan la internet como un medio para obligar a los niños a hacer actos indescriptibles frente a las cámaras", dijo Ingrid Lustaña, una misionera de Filipinas que participó en el foro. "Más del 70 por ciento de las víctimas de explotación infantil en filipinas son forzadas a participar en esta industria por familiares o vecinos, robándole a estos niños su infancia y dignidad".

El Movimiento Interreligioso de Filipinas, fue el organizador del foro que se celebró el 8 de noviembre. Esta organización tiene la certeza que la eliminación de la explotación sexual y la rehabilitación de las víctimas solo se puede lograr a través de la aplicación efectiva de la ley, el enjuiciamiento efectivo de los delincuentes y el cuidado posterior de las víctimas. 

La Iglesia del Nazareno recibió un reconocimiento especial por su esfuerzo en la lucha para erradicar la explotación sexual infantil en línea al proporcionar un cuidado de seguimiento efectivo por medio del recién inaugurado hogar para víctimas infantiles Shechem.

"La batalla no es fácil, pero creemos en un Dios que es más grande que la batalla", dijo Stephen Gualberto, coordinador de estrategia de área de Filipinas-Micronesia.

Los oradores del foro de este año incluyeron al director nacional del Consejo Filipino de Iglesias Evangélicas, el jefe del Centro de Protección de Mujeres y Niños de la Policía Nacional de Filipinas y varios sobrevivientes de explotación. Orador tras orador, historia tras historia, los asistentes fueron informados sobre los desafíos y las satisfacciones que acompañan la erradicación de la explotación sexual en línea.

Los delegados participaron en talleres sobre cómo conocer, detener y prevenir la explotación sexual en línea. Varios puestos vendieron artesanías, recursos y materiales para recaudar fondos para los ministerios locales que actualmente combaten la explotación en línea.

El foro enfatizó que este es un trabajo de todos, especialmente aquellos dentro de la iglesia; y sin el apoyo adecuado, el problema solo continuará creciendo.

"El Cuerpo de Cristo ya no puede mirar al otro lado ante estas historias", dijo Lustaña. "El Cuerpo de Cristo es parte de estas historias, y es hora de erradicarlas".

--Church of the Nazarene Asia-Pacific

Posted in: